El camino del tao

Podrá ver el carácter del TAO en cualquier pueblo o ciudad de China, pues simplemente significa «camino» o «calle». Con el paso de tantos siglos y milenios, esta filosofía china ha ido tomando una gran influencia esotérica y espiritual. De hecho, sus connotaciones son tan misteriosas que desafían a toda percepción, pues, como Lao Tzu escribió hace más de dos mil años en su obra filosófica Tao Te Ching.

«El Tao del que puede hablarse no es el verdadero Tao.
El nombre que puede pronunciarse no es el nombre eterno.» – Lao Tzu –

¿Qué puede haber ocurrido para que una palabra que significa «camino» se haya convertido en algo tan poderoso?.

Debe ser por «causalidad», cuando la inspiración del autor de este blog le haya llevado a escribir este primer post con este mensaje, con la intención de abrir el «camino» de un nuevo proyecto tan ilusionante como conmovedor como es el de Regala Kalma, y a la vez que produzca tanto vértigo e incertidumbre, en estos tiempos en lo que todo va tan extremadamente rápido al que a uno no le da tiempo a pararse a pensar, y a saborear el momento presente. Y es que como en cualquier propósito en la vida, todo requiere de dar un primer paso, sea cual sea, quizás el más difícil, y a la vez tan necesario para poder avanzar y evolucionar.

Una vez dado no hay vuelta atrás, no puede haber miedos ni adversidades que te puedan parar ya. El pasado solo es eso, pasado, y el futuro es venidero, solo nos queda disfrutar de este viaje presente. Ya lo decía Antonio Machado, «Caminante, no hay camino, se hace camino al andar».

Como el agua, que todo fluya, y este nuevo camino nos lleve a buen puerto. Namaste.

Fuente: Introducción, De Vecchi.
Autor: Redacción de Regala Kalma.


Algunas ideas para meditar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Ir arriba